martes, 9 de junio de 2009

Te amo

...Y nunca lo he negado, pero tal vez me ha costado expresarlo.
Hemos pasado tanto tiempo discutiendo, llenando nuestra alma de rencores innecesarios, cuantas sonrisas perdidas, cuanta felicidad se ha dejado ir. Se nos ha olvidado lo que es hacernos reir, y mi corazon se enternece al recordar esos pequeños momentos, tan apreciados para mi. No pienso mucho en ellos, por miedo a gastarlos.

Tal vez no he sido la mejor persona...tal vez nos concentramos tanto en lo que supuestamente queriamos demostrarnos el uno al otro, que pasamos por alto conocernos realmente. Tal vez...tantos tal vez.

De que sirven esos tal vez si ahora no te tengo?
De que vale lamentarme si no escucho tu voz siquiera? aunque sea porque te hayas equivocado de marcar numero...
Te extraño. Dios como te extraño...estoy llorando. Estoy sacando todo ese dolor, todas estas emociones hasta ahora reprimidas...

A todos les he dicho que estoy bien sin ti. Que me quite un peso de encima, que no necesito tu aprobacion, que no quiero nada de ti.

Probablemente esto sea cierto en una parte, pero...aun asi te amo tanto. No existen palabras para describir mi dolor, mi decepcion, mi tristeza o a que sabe exactamente mis lagrimas. Mi labio inferior tiembla, eso pasa muy poco.

Sabes que es lo que mas me duele? que no pierdo la esperanza de que me aceptes y me ames por quien soy y no por la persona que deje de ser...que no soy perfecta, que digo groserias, que estoy un poco loca pero a la vez muy cuerda. Que a veces me gusta caminar bajo la lluvia sin motivo alguno, que leo sentada en el piso de mi cuarto, que aunque tantas cosas que me han pasado me han convertido en una mujer no emocionalmente muerta, pero casi casi incapacitada para expresar lo que siento hasta no sentir confianza. Y nunca siento la confianza de expresarme como podria hacerlo: porque no me creerias, porque fuiste el primero en menospreciar mis escritos, en no creer en mi alma, en mi talento, en mi esperanza. Siempre me haz juzgado prematuramente. Tal vez hasta haz lamentado que yo no sea como el resto de las mujeres de mi edad. Que no te sientas orgulloso de mi en ninguna forma. Y aun cuando ahora no necesito tu aprobacion, mejor dicho, que dejare de buscarla...no pierdas la esperanza. Yo NECESITO que sigas teniendo fe. La esencia de quienes somos fallece cuando dejamos de creer.

Mientras acomodaba mi cuarto por ultima vez, encontre una de esas notas que me escribo a mi misma, y suelo esparcir por el cuarto. Tiendo a conseguirlas cuando mas las necesito, y encontre una en particular, justo cuando lanzaba un suspiro lleno de profunda resignacion: "NEVER STOP BELIEVING" (nunca dejes de creer).

Y ahora yo te digo:

Papá, ten un poco de fe en mi.

Te amo. Y algún día cuando leas éstas lineas, al menos llamame. Finge que te equivocaste de numero de marcado...pero quiero escuchar tu voz.



2 comentarios:

YaneR dijo...

Caminemos hacia el éxito. Una vez que estemos allí con una palmadita sileciosa en el hombro le diremos: Lo logré.

Myself dijo...

triste todo..